En los últimos años las redes de área local inalámbricas (WLAN, Wireless Local Area Network) están ganando mucha popularidad, que se ve acrecentada conforme sus prestaciones aumentan y se descubren nuevas aplicaciones para ellas.

RedesEn los últimos años las
redes de área local inalámbricas (WLAN, Wireless Local Area Network)
están ganando mucha popularidad, que se ve acrecentada conforme sus prestaciones
aumentan y se descubren nuevas aplicaciones para ellas. Las WLAN permiten a
sus usuarios acceder a información y recursos en tiempo real sin necesidad
de estar físicamente conectados a un determinado lugar.

Con las WLANs la red, por sí misma, es móvil y elimina la necesidad de
usar cables y establece nuevas aplicaciones añadiendo flexibilidad a
la red, y lo más importante incrementa la productividad y eficiencia
en las empresas donde está instalada. Un usuario dentro de una red WLAN
puede transmitir y recibir voz, datos y vídeo dentro de edificios, entre
edificios o campus universitarios e inclusive sobre áreas metropolitanas
a velocidades de 11 Mbit/s, o superiores.

Pero no solamente encuentran aplicación en las empresas, sino que su extensión
a ambientes públicos, en áreas metropolitanas, como medio de acceso
a Internet o para cubrir zonas de alta densidad de usuarios (hot spots) en las
próximas redes de tercera generación (3G) se ven como las aplicaciones
de más interés durante los próximos años

Muchos de los fabricantes de ordenadores y equipos de comunicaciones como son los PDAs (Personal Digital Assistants),
módems, terminales de punto de venta y otros dispositivos están
introduciendo aplicaciones soportadas en las comunicaciones inalámbricas.

Las nuevas posibilidades que ofrecen las WLANs son: permitir una fácil incorporación
de nuevos usuarios a la red, ofrecer una alternativa de bajo costo a los sistemas
cableados, además de la posibilidad para acceder a cualquier base de
datos o cualquier aplicación localizada dentro de la red.

Ventajas De Wlans Sobre Las Redes Fijas

Movilidad: las redes inalámbricas proporcionan a los usuarios de una LAN acceso
a la información en tiempo real en cualquier lugar dentro de la organización
o el entorno público (zona limitada) en el que están desplegadas.
Simplicidad y rapidez en la instalación: la instalación de una
WLAN es rápida y fácil y elimina la necesidad de tirar cables
a través de paredes y techos. Flexibilidad en la instalación:
La tecnología inalámbrica permite a la red llegar a puntos de
difícil acceso para una LAN cableada.

Costo de propiedad reducido: mientras que la inversión inicial requerida para una red inalámbrica puede
ser más alta que el costo en hardware de una LAN, la inversión
de toda la instalación y el costo durante el ciclo de vida puede ser
significativamente inferior. Los beneficios a largo plazo son superiores en
ambientes dinámicos que requieren acciones y movimientos frecuentes.

Escalabilidad: los sistemas de
WLAN pueden ser configurados en una variedad de topologías para satisfacer
las necesidades de las instalaciones y aplicaciones específicas. Las
configuraciones son muy fáciles de cambiar y además resulta muy
fácil la incorporación de nuevos usuarios a la red.

Decidiendo por una WLAN

En nuestro medio nos hemos visto bombardeados por diversas opciones, unas muy complicadas, otras muy caras, otras difíciles
de instalar u otras que simplemente no funcionan. En este artículo expondremos
una solución que hemos probado, sencilla muy eficiente y al alcance de
todas las empresas.

En la búsqueda de la solución ideal nos hemos topado con DLINK, una empresa que ofrece
soluciones de redes a todo nivel con soporte local. Es una empresa Taiwanesa
con 16 años de experiencia internacional 100% en redes físicas
e inalámbricas.

Cuando hablamos de WLAN tendremos un festín de posibilidades por lo que tener a alguien
que nos respalde y podamos consultar se vuelve muy importante para la funcionalidad
de nuestra red.

Tuvimos la oportunidad de charlar con Jorge Guillen, Gerente Regional para Centro América
y Caribe, “Hay una tendencia mundial en las redes inalámbricas
las podemos encontrar en aeropuertos, campus universitarios, cafés y
en ciudades con los hot spots que se están difundiendo rápidamente
por lo que no es de extrañarse que las empresas vean en las WLANs solución
a sus necesidades de comunicación”

Si tenemos los productos adecuados, crear una red inalámbrica no es nada complicado
y si tenemos el soporte correcto aún menos. En una red típica
basta con tener las tarjetas inalámbricas para las computadoras, ya sea
USB, PCI o PCMCIA; los puntos de acceso (access points); y verificar que no
hayan obstáculos muy grandes para logar la transmisión.

Lo más interesante que las WLAN siguen evolucionando y actualmente llegan a velocidades
de 108 Mbps en el estándar 802.11g como en los productos AirPlus XtremeG
de DLINK

Si usted está pensando en instalar una red inalámbrica, hágalo!,
le traerá grandes ventajas y ahorro para su oficina.