Por la mañana hay que atender una llamada para coordinar un nuevo proyecto, luego a navegar para ver si hay nuevos correos (Suponiendo que algún programa no te avisa mientras entran). Más tarde a trabajar en algunos diseño, ir a estudiar (normalmente algo relacionado con ingeniería en sistemas, diseño gráfico o comunicaciones), seguir trabajando en ese nuevo web y por la noche publicar los cambios que nos solicitaron ayer para aquel sitio.

He allí la vida del webmaster independiente. El encargado de ventas, desarrollo, diseño gráfico, programación, manejo de servidores, centro de soporte y además de cobros. Un amigo me comentaba “Lo bonito de esto es que puedo pagar mis gastos de equipo, mi conexión, estudios y también queda para los fines de semana, no tengo jefe ni horario y poco a poco mi trabajo se está dando a conocer”.

Y es que la ventaja de trabajar por tu cuenta es que trabajas cuando quieres. Trabajas sin políticas y el medio está abierto a muchas oportunidades. De hecho, un alto porcentaje de usuarios de Maestros del Web se presentan en sus correos como webmasters independientes que de forma autodidacta van en busca de oportunidades y siempre pendientes de aprender algo nuevo cada día.

Muchos formalizan su sitio web como una empresa y allí irá su galería de trabajos, currículum electrónico, servicios y posiblemente una introducción en flash para llamar la atención.

Pero, ¿estás realmente preparado para el reto?

La competencia en los medios electrónicos ha tendido a aumentar y la desconfianza de muchas empresas por personas con poco conocimiento también hacen más difícil la vida de las personas que trabajan por su cuenta. Vivir de freelance es vivir sin seguridad laboral. Claro, con todo el boom de Internet que se desencadenó durante los últimos años con un trágico resultado, también hay que recordar que trabajar para una fuerte empresa de Internet tampoco garantizaba seguridad alguna 馃槈

Para empezar hay que tener los instrumentos básicos. Un buen equipo de computación y acceso a Internet y las necesarias licencias de software, aunque la mayoría por curiosos encontrarán alternativas para evitar estos gastos y así darán sus primeros pasos (Cuidado con la BSA).

Otro dato curioso es que las personas en este ámbito son webmasters multiusos. Trabajan desde una presentación flash, programación, hasta CDs multimedia y diseño gráfico. Esto está bien en un inicio, pero con el tiempo hay que encontrar un mercado objetivo al cual dirigirte y especializarte. Si las cosas marchan bien, podrían existir algunos aliados a futuro para consolidar algo más formal.

Si te interesa iniciarte, te has preguntado que conocimientos realmente tienes? Hace poco leía un curriculum de una persona que aseguraba manejar más de 500 programas de software en los 3 años que llevaba usando una computadora y al explorar más sobre esta afirmación me di cuenta que los había usado alguna vez, más no sabía realmente de que trataban todos. Eres buen programador? Has manejado bases de datos, animaciones flash o solo has trabajado interfaces para sitios web. Claro, hay casos en los que eres bueno para todo y de ser ese tu caso, contáctanos. Buscamos gente así para algunos proyectos 馃槈

Con respecto a los cobros también hay que definir la forma de proceder. Podrías hacer páginas, presentaciones o incluso ayudar con cursos. Será cobro por hora? por proyecto terminado? O analizarás la billetera del cliente antes de dar una cotización?

No hay que hacer las cosas a la ligera y si te podemos dar una breve lista antes de iniciar:

1) Prepara tu currículum online:

Mucha gente preguntará por tu experiencia y antes de enviarle un pesado documento en word demuéstrale tu estilo para hacer páginas web y no olvides incluir todos los detalles importantes sobre tu experiencia en el web.

2) Tu sitio debe ser atractivo:

Haz algo interesante y una propuesta diferente si quieres conseguir buenos clientes. Asegurarte también de mantener una copia en CD para ir a visitar clientes sin conexión tan factible. No olvides incluir información de los servicios lo más detallada posible y la cartera de clientes. Si no hay clientes es por que no has hecho tus propios websites 馃槈

3) Organiza bien tu agenda:

Una palm puede ayudarte a estar al pendiente de las fechas de entrega, cobros y demás compromisos. No le falles a los clientes pues recuerda que sus buenos comentarios serán sinónimo de trabajo.

4) Busca trabajos online:

Hay muchas bolsas de trabajo a nivel local e internacional. Mantente al día de las más populares y ofrece tu trabajo. Mucho de él puede venir de este medio.

5) Crea sitios para promoverte:

Si has llegado al fin de semana y hay algunas horas libres por allí aprovéchalas para armar algún sitio de tus hobbies o ayuda a algún proyecto ya establecido. Tu trabajo puede ser promocionado de esta forma.

6) Facturar es importante:

Muchas empresas e individuos solicitarán factura por tus servicios. Infórmate en tu localidad de los trámites correspondientes para poder darlas. En algunas partes incurrirá en gastos y tiempo en trámites, pero si los clientes lo solicitan es indispensable.

7) Hazte de amistades que puedan ayudar:

Ya
sea que busques a un programador que te complemente o a un
diseñador gráfico, mientras el trabajo se haga
abundante te permitirá seguir creciendo el negocio.

Luego de esto vendrá el tema sobre cuanto cobrar,
una de las consultas más populares en forosdelweb.com.
Hay dos formas particulares, la primera es investigar para
ver los precios de mercado y ofrecer algo similar (siempre
buscando ofrecer un beneficio que te adhiera al mercado)
y la otra es ver tus costos y buscar llegar a tu punto de
equilibrio (esto significa que los ingresos paguen los costos)
para luego ya tener utilidades.

La experiencia puede ser muy interesante y te deseamos muchos éxitos
en la aventura.

Si ya eres un Freelance exitoso te invitamos a compartirnos
tus anécdotas. Muchos empezamos así y al menos
en mi experiencia puedo decir que fueron años muy
interesantes 馃槈